ESTA DOLENCIA, QUE SUFREN 37.000 MUJERES Y 9.000 HOMBRES, DEBILITA EL HUESO Y CAUSA FRACTURAS

Los dietistas-nutricionistas apuestan por prevenirla con una dieta que incluya menos carne, sal y alcohol, y más verdura

M. GONZÁLEZ – Sábado, 27 de Octubre de 2012 – Actualizado a las 05:09h

PAMPLONA. La osteoporosis, enfermedad que se caracteriza por volver más porosos los huesos, está aumentado en Navarra por los cambios en la dieta y el sedentarismo. Esta patología, que puede desembocar en fracturas invalidantes e irreversibles, la sufren ya unas 37.000 mujeres y casi 9.000 hombres mayores de 50 años en la Comunidad Foral. “La osteoporosis no es reversible, cuando se diaganostica ya se puede hacer poco, suplementos dietéticos, ejercicio y tratamiento hormonal para frenarla, pero sí podemos trabajar en su prevención desde la infancia con buenos hábitos alimenticios y práctica de ejercicio físico, en especial en el colectivo femenino, ya que la prevalencia de la enfermedad es de un 30% en mujeres mayores de 50 años, frente a un 8% en los hombres”, explicó ayer Laura Garde, del Colegio Oficial de Dietistas y Nutricionistas de Navarra.

La experta, que participó en una de las actividades del plan Eroski Por tu Salud, que tiene como objetivo promover un patrón de alimentación saludable y en el que colabora entidades como la Asociación Española de Dietistas y Nutricionistas (AEDN) – a la que pertenece el Colegio Oficial de Dietistas y Nutricionistas de Navarra-, la Fundación Dieta Mediterránea y la Fundación Hispana de Osteoporosis y Enfermedades Metabólicas Óseas (FHOEMO).

Garde señaló que a partir de los 30 años, en especial en la mujer, empieza el declive de la masa ósea con la pérdida progresiva de minerales. “En las mujeres, además, a partir de la menopausia, la reducción de la masa ósea es muy significativa, sobre entre los 5 y los 10 años posteriores, lo que se traduce en una mayor porosidad de los huesos con más riesgo de fracturas, luego se vuelve a dejar regenar”. De ahí, que la experta aconseje a las mujeres una densitomería en esa época.

Garde destacó que los factores que contribuyen a esta patología son de dos tipos: modificables – género, raza y carga genética- y modificables -sedentarismo, tabaquismo, exposición al sol, consumo habitual de determinados fármacos y factores dietéticos, en los que insistió especialmente. La sugerencia de la nutricionista es invertir en salud a través de la alimentación, de ahí que insistiera en la conveniencia de comer más frutas y verduras verdes. “Diversos estudios han relacionado una mayor ingesta con un menor riesgo de fracturas, aunque los mecanismos que los justifican no están totalmente dilucidados”, dijo. Insistió, además, en la importancia de la vitamina D. “Su principal fuente no es dietética sino la exposición habitual pero moderada al sol, pero también es aconsejable incorporar una vez a la semana pescado azul y otra pescado blanco”, dijo. Y cifró en medio litro de leche diario o su equivalente, un vaso de leche y dos yogures, 4 yogures o un vaso de leche y una porción de queso, la cantidad de calcio diario aconsejable. Por el contrario, alertó, el elevado consumo de carne provoca mayor riesgo de fracturas debido, entre otros factores, a que una alta ingesta proteica genera una mayor eliminación urinaria de calcio óseo. “En Navarra se consume ahora carne y sus derivados en exceso. Suponen ya la primera fuente de calorías y el consejo el rebajar la ingesta, ya que el elevado consumo calórico se ha asociado a menores tasas de masa ósea y mayor riesgo de fractura”, advirtió.

Entre los consejos para mantener una buena salud ósea también citó la reducción del alcohol, que incrementa la pérdida urinaria de calcio y tiene un efecto tóxico sobre la formación de células óseas, y de la sal, que aumenta la eliminación renal del calcio óseo, así como de los principales alimentos que la contienen: embutidos, panes (excepto los sin sal), quesos y precocinados. “El 72% de la sal que ingerimos procede de estos cuatro alimentos y sólo el 20% de la añadida voluntariamente”, apuntó.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • cinco + Ocho =